Pies que se aman …

Bueno, hoy Domingo, he desayunado en una terraza. ¡Cuanta sandalia!. ¡Por fin los hombres también las llevan! Y bueno, yo, como mujer, me siento agradecida de que los hombres, cuiden sus pies. [...]