La diabetes puede afectar de forma significativa a la salud de los pies. El cuidado de los pies en personas diabéticas es importante. Los diabéticos han de entender que los pies son una parte de su organismo especialmente sensible y saber que la prevención es la mejor medicina.

El cuidado diario de los pies ayuda a prevenir riesgos asociados con la diabetes

Una de las complicaciones de la diabetes es la neuropatía diabética. Se produce falta de sensibilidad en los pies, una pequeña herida, rozadura o una uña que se encarna puede no sentirse, pasar inadvertida  y ser puerta de entrada de una infección.

La vasculopatía diabética es el estrechamiento de los vasos sanguíneos que irrigan el pie, por el aumento de la glucosa en sangre. Por esto, la curación de las heridas puede ser más lenta en personas diabéticas y hay más riesgo de complicaciones. El riesgo de padecer lesiones y complicaciones aumenta conforme avanza la diabetes. Es fundamental un control y un cuidado estricto.

Recomendamos a los pacientes diabéticos acudir de forma regular al podólogo para tratar y prevenir posibles lesiones. Es imprescindible evaluar periódicamente la sensibilidad de los pies y vigilar cualquier herida.

Si eres diabético sigue estos sencillos consejos que te ayudaran a mantener tus pies sanos:

Lava diariamente tus pies con jabón neutro y agua templada. Asegúrate de que el agua no está demasiado caliente.

Asegúrate de secar cuidadosamente los pies, prestando especial atención al espacio entre los dedos.

Revisa y mantén la piel de tus pies libre de durezas y callos, pero evita utilizar productos comerciales como callicidas, ya que son muy agresivos para la piel

Revisa y presta atención a cualquier ampolla, corte o grieta en tus pies. Si es necesario utiliza un espejo.

Corta la uñas de los pies de forma recta, no demasiado cortas, ante cualquier síntoma o riesgo de uña encarnada acude a tu podólogo.

Visita a tu podólogo ante cualquier signo como enrojecimiento, inflamación o supuración.

Aplica crema hidratante para mantener tu piel suave, te ayudará a evitar la sequedad, durezas y la formación de grietas. No apliques crema en espacios interdigitales por el riesgo de maceración.

No camines descalzo, evita posibles heridas.

El ejercicio físico ayuda a mantener el peso, niveles adecuados de glucosa y una correcta circulación sanguínea en los pies.

Utiliza calcetines o pikis de algodón o lana que faciliten la transpiración, ayudarán a evitar rozaduras. Cámbialos diariamente y si hay exceso de sudoración cámbialos más de una vez al día

Asegúrate de utilizar calzado adecuado, de piel, flexibles, sin costuras y transpirables

Si eres fumador deja de fumar ya que el tabaco disminuye el aporte de flujo sanguíneo a los pies.

Recuerda que un control estricto de la diabetes evita complicaciones.

Medidas de prevención para pacientes diabéticos

Como medida de prevención en pacientes diabéticos se estudian los puntos de sobrecarga o sobrepresión en los pies. Los puntos de mayor apoyo o presión son más susceptibles de presentar callosidades, heridas e incluso ulceras por presión.

El estudio de presiones plantares en estática y durante la marcha de Clínica Carmen Moral valora los puntos de sobrecarga en la planta de los pies.

Si se detectan puntos de sobrepresión y sobrecarga se recomendará al paciente la fabricación de plantillas personalizadas a medida, plantillas que ayudarán a distribuir las presiones plantares, ayudarán a un reparto homogéneo de los apoyos y minimizarán el riesgo de aparición de callosidades, heridas e incluso úlceras.

Las plantillas se realizarán en materiales y forros especiales para pacientes diabéticos.

Materiales elegidos de forma individualizada. Las plantillas son pensadas y diseñadas para ganar en comodidad, confort y calidad de vida, al mismo tiempo que ayudan en la prevención de lesiones o complicaciones.

Sigue los consejos de Clínica Carmen Moral. Te ayudamos en el control y cuidado y prevención de enfermedades y lesiones  en  tus pies.